El jefe de la delegación del Parlamento Europeo en la COP27, Bas Eickhout, en una entrevista con EFE en Sharm el Sheij. EFE/Isaac Jiménez Martín

COP27 CLIMA UE

Eickhout: la propuesta de la UE debe crear el impulso necesario para la COP27

Publicado por: Redacción EFEverde 18 de noviembre, 2022 Sharm el Sheij (Egipto)

Por Marta Montojo.- El jefe de la delegación del Parlamento Europeo en la COP27, Bas Eickhout, aseguró a EFE que la “oferta definitiva” anunciada en las últimas horas por la Unión Europea de apoyar un nuevo fondo para pérdidas y daños “debería crear el impulso tan necesario para esta cumbre”.

El eurodiputado holandés de Los Verdes europeos celebró así el último avance de la UE en las negociaciones que tienen lugar en la cumbre del clima de Sharm el Sheij, en las que representantes de casi 200 países llevan reunidos dos semanas para convenir cómo atajar la crisis climática (descarbonizando la economía) y cómo mejorar la capacidad de resistir ante los impactos que ya son y serán inevitables.  

Los países en desarrollo, más vulnerables ante los impactos climáticos -entre ellos, los estados isla del Pacífico-, reclaman un fondo creado 'ad hoc' bajo la Convención Marco de la ONU sobre Cambio Climático que les ayude a costear las reparaciones tras fenómenos extremos asociados al calentamiento global, al que, por otro lado, apenas contribuyen.

Mientras, la postura de la UE se ha mantenido a lo largo de las conversaciones en el lado de los países desarrollados, que abogan por recurrir a los instrumentos financieros ya existentes arguyendo que sería una opción más rápida y más “pragmática”.

Sin embargo, en las últimas horas el bloque negociador de la UE anunció que apoyará un fondo nuevo pero bajo unas condiciones, como que sólo ayude a los países más vulnerables y que el espectro de donantes se amplíe para incluir, por ejemplo, a China, pues este ya no se puede considerar un país en desarrollo, según comentó el vicepresidente de la Comisión Europea, Frans Timmermans.

“Se trata de un avance muy bueno por parte de la UE. Esto podría y debería crear el tan necesario impulso para esta COP”, declaró Eickhout a EFE.

Para desbloquear las negociaciones en torno al asunto de pérdidas y daños y cerrar la cumbre del clima de Sharm el Sheij con un acuerdo, el europarlamentario consideró precisamente que habrá que crear un fondo, dado que es el único resultado que los países vulnerables consideran aceptable, según manifestaron en reiteradas ocasiones.

El también portavoz del partido ecologista holandés GroenLinks (Izquierda Verde) advirtió de que la UE “debe lanzar un mensaje” sobre su liderazgo en la acción climática a nivel internacional, más aún en un momento en que ha sido acusada de “hipócrita” por la expansión de inversiones en gas -uno de los combustibles fósiles que alimentan el sobrecalentamiento de la Tierra-, como también criticó Eickhout.

Asimismo, el político lamentó que la UE, por sus propios procesos internos, no acudiera a la reunión con los deberes de Glasgow hechos, pues lo acordado en la COP26 comprometía a los países a actualizar e incrementar la ambición de sus compromisos determinados a nivel nacional -los planes con los que cada parte signataria del Acuerdo de París propone hacer frente al calentamiento- antes de que termine este año.

Pero el paquete legislativo 'Fit for 55' con el que la UE aspira a rebajar sus emisiones en más de la mitad para 2030 no está todavía aprobado en su totalidad, y “algunos dicen que debemos cerrarlo por completo antes de aumentar nuestros objetivos en los compromisos climáticos, pero entonces ya no podremos hacerlo este año”.

Eso implicaría no cumplir con lo acordado en Glasgow, "o sea, eso mismo que estamos diciendo que es tan importante implementar”, precisó.

Sin embargo, una regulación recién aprobada en el legislativo comunitario para expandir los sumideros naturales de carbono, podrá elevar el objetivo de reducción de emisiones del 55 al 57 % para 2030, y eso de facto supone un aumento en la ambición climática europea que, según Eickhout, “ya no puede bajar”.

Este 'Reglamento sobre el uso del suelo, el cambio de uso del suelo y la silvicultura' (LULUCF), al que el Parlamento Europeo y el Consejo dieron luz verde la semana pasada, fija objetivos vinculantes para los 27 estados miembros de aumentar progresivamente su absorción mediante sus bosques, humedales y otros ecosistemas que atrapan CO2. EFEverde

 

Redacción EFEverde

Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE.